sábado, marzo 13, 2010

un paseo a O Burgo

ayer fui a O Burgo, o el Burgo, situado a pocos kilómetros de Coruña. Tenía que ver a una chica de una empresa, porque aquí los ayuntamientos contratan empresas para que les controlen todo lo que son talleres, actividades en centros cívicos, etc. No contratan directo. Y esta empresa, que es de chicos jóvenes, es la que se ganó el concurso para A Coruña.
Salí de casa y me topé con este árbol, sus flores delicadas. No se que es, no es un durazno, ni un cerezo ni una manzana, pero es muy guapo y anuncia la primavera....que se tarda en venir, pero espero que llege a tiempo. Ja!
No es común ver a gente tocando en la calle. Los hay. claro, pero menos que en otras partes.
Ya en Burgo: esta fábrica en ruinas, fascinante, escenográfica.
es una ría, supongo. La marea sube y baja más que evidentemente.
y en esta zona ví cantidad de esculturas, desde la entrada de la ciudad, en que hay una plaza con unas muy chulas en cada esquina. Está llena, y eso me asombra y me gusta. Este pescado monstruoso a contraluz es una
y la rosa de metal, que acompaña a una gran espada

volviendo la mirada al frente, a lo cercano y lo natural, estos líquenes que son joyas humildes de la vida

4 comentarios:

javier dijo...

El árbol creo que es un ciruelo japonés o prunus pisardi. Pero sólo lo creo. Un abrazo

irericastro dijo...

Que lugares Elizabeth... fuera de nuestro país definitivamente vemos, olemos, sentimos diferente... que bueno que lo comparte, acercas vientos lejanos, sigue disfrutando, un abrazo fuerte .... ireri

Tchock dijo...

Hey mothar, además de todo eres una excelente fotógrafa. Creo que nunca te lo había dicho. Besos mil de tu hijo achilangado.

E dijo...

Parece un ciruelo, Javier, pero ya te diré si da frutos o no.
Y bueno, cuando andas por la vida con los ojos abiertos, siguiendo el concejo de Mafalda.....